NAULI - LIMPIEZA ABDOMINAL

Nauli es una gran técnica de masaje de toda la zona abdominal por medio de la rotación de los músculos rectos del abdomen. Esto permite un profundo masaje a todos los órganos internos, regenerándolos y aumentando su ren-dimiento, incrementando la energía vital y, en definitiva, la salud de todo el cuerpo.

Etimología
Nauli procede de la raíz nali, significa vaso tubular. Por nala se definen los músculos rectos del abdomen. Movimiento de los músculos abdominales.
Práctica
Posición de partida: de pie, pies separados unos 30 centímetros. Flexionar ligeramente las piernas. Inclinar el tronco hacia delante apoyando firmemente las manos en los músculos, dirigiendo los dedos hacia dentro o hacia fuera, según convenga para una mejor contracción abdominal (Utkatasana).
Mantener los brazos extendidos.

  • Adoptada esta posición, expulsa, dinámica y completamente el aire vaciando al máximo los pulmones.
  • Declinar la cabeza observando el abdomen.
  • Realizar Uddiyana bandha, gran retracción del abdomen (referirse al apartado sobre dicho bandha). A continuación, manteniendo la retención a vacío, contraer los rectos abdominales, aislándolos y proyectándolos hacia la zona frontal del abdomen.
  • Mantener esta contracción controlada todo el tiempo que pueda mantenerse la respiración confortablemente.
  • Después relajar la contracción abdominal, deshacer Uddiyana bandha e inspirar lentamente.
  • Relajar todo el cuerpo. Esto constituye un ciclo. Una vez la respiración normalizada, repetir todo el proceso.
Cuando la práctica se efectúa correctamente, los rectos abdominales sobresalen en el centro de manera sorprendente desde el pubis hasta el tórax. A este se le conoce como Madhyama Nauli, primer paso en el proceso de Nauli Kriya o rotación abdominal. El segundo paso consiste en aislar a la izquierda y a la derecha del abdomen dicha musculatura.
Inclinándose ligeramente hacia el lado derecho y aumentando la presión de la mano derecha sobre el muslo, la masa muscular se desplaza hacia la izquierda recibiendo el nombre de Vamana Nauli. Inclinándose y presionando sobre el muslo izquierdo, el aislamiento se hará hacia el lado derecho, lo que se denomina Dakshina Nauli.
Cuando el aislamiento a izquierda y derecha se domina bien, puede pasarse a la rotación abdominal.
Proceder de la siguiente manera:
  • Adoptar la posición de partida.
  • Expulsar a fondo y hacer Uddiyana Bandha.
  • En retención, adoptar Madhyama Nauli, Vamana Nauli y luego Uddiyana Bandha.Continuar con Dakshina Nauli y de nuevo Madhyama Nauli.
Esto es una rotación completa hacia la derecha de los músculos abdominales.
Practicar varias rotaciones durante la retención. El movimiento debe ser rítmico y fluido. Relajar y normalizar la respiración, para después rotar los músculos abdominales en dirección opuesta. Para ello, expulsar de nuevo a fondo y hacer Uddiyana Bandha, adoptar Madyama Nauli, Dakshina Nauli, Uddiyana bandha, Vamana Nauli y de nuevo Madyama Nauli. Un movimiento ondulante se dibujará en el abdomen del practicante.
Repetir varios ciclos, rotundo primero hacia la izquierda y luego hacia la derecha, según posibilidades.

Efectos
Fortalece la musculatura abdominal. Gran masaje que beneficia a todos los órganos abdominales. Estimula el hígado y el páncreas, así como las glándulas suprarrenales. Mejora la digestión y elimina el estreñimiento. Regula el plexo solar y armoniza la distribución de energías en todo el cuerpo, aumentando la vitalidad y las funciones mentales.

Ejercicio abdominal
  • Este kriya (ejercicio) es la corona del hatha yoga. Es difícil y requiere mucha práctica. Al principio puede parecer imposible, pero el nauli puede dominarse con una fuerza de voluntad constante.
  • Inclínese ligeramente hacía delante, erguido, con los pies separados y las manos posadas en las rodillas. Expulse todo el aire de los pulmones. Contraiga los músculos abdominales, dirigiéndolos lo más posible hacia arriba y el interior.
Dos nadis (nervios) resultarán predominantes. Giremos con los músculos abdominales hacia la derecha y la izquierda con la velocidad de un remolino rápido. Inspire detrás de cada rotación. Repita el ejercicio varias veces.
El nauli estimula el fuego gástrico; aumenta la capacidad digestiva; produce alegría; equilibra los trastornos creados por los gases, bilis y mucosidad; aumenta el brillo de la piel y estimula el sistema nervioso.

  © 2011 Eva Quevedo Ruiz

Subir